CASTLE, EL BRICOLAGE ECOLÓGICO Y EL ONANISMO

CASTLE,

EL BRICOLAGE ECOLÓGICO

Y EL ONANISMO

***

Mi muy querido amigo Castle, ha caído en las crueles manos del Do-it-yourself (DIY) es decir, en el inagotable e infinito, en el provechoso y fructífero, mundo del “Hágaselo Ud. Mismo”: El llamado bricolage casero. Ese que él ejecuta sin parangón, en las tardes frías de invierno en su retiro de Navacerrada, acompañado del aroma humeante de un buen Ristretto o un Fortissio Lungo.

Pero, aclaremos; no cualquier bricolage al uso, No!  No ese trabajo chapucero y de mal andar por casa que estropea la vista con el resultado final. No ese que desoye la pretendida utilidad y el buen gusto que se le supone a la fina pieza ornamental. No a esa pieza de bricolage que está destinada -tras la mueca indisimulada de los más allegados- al futuro húmedo, incierto y oscuro del trastero de la vivienda habitual. Esa reclusión a perpetuidad con la única compañía de la cucaracha de turno, que haberlas haylas, oigan!

Ahora mi querido amigo virtual Castle aporta su enorme granito de arena hacia la consecución de un mundo mas limpio, mas reciclable, y -si se me permite la exageración- más feliz, con una idea innovadora que consiste en la elaboración a partir de preciosas y útiles (a pesar del boquetito de la cápsula) bandejas de madera -adquiridas en los mejores negocios orientales de la capital del Estado- para reutilizando las cápsulas usadas del componente último de su familia: La cafetera Nespresso, darles un toque original y- si cabe- más elegante a estas. “A Touch of Distinction”. ¿What else?

Que no tendrán las susodichas que hasta el can( en la imagen)  parece quedado de piedra?

Obras que una vez analizadas y contempladas con la mirada artística y crítica debida -intuye el avispado observador- debieran de estar expuestas en el MOMA o en la Tate Gallery al lado de un Kandinsky o un Klee. Un Matisse o un Coubert si se me apura.

Como todo tiene su génesis, voy a insertar en este breve soliloquio, un articulo que en su día me proporcionó mi querido amigo Castle acerca de su experiencia con la Cafetera Nespresso y las posteriores compras de capsulas -que fíjate por donde- tan buen, filantrópico y nada desdeñable final tienen.

Ya lo decía un amigo ciertamente comprometido con el arte del onanismo : Do-It-Yourself, que él traducía: Como se da gustito uno mismooo… ¿What else?

Uno escribe -quede claro- esta palabras desde el sentimiento de la más absoluta admiración hacia el artefacto y a su propietario artista, aunque ciertamente acomplejado porque, uno que lo es, es más de la humilde Dolce Gusto. Y quieras que no, niño… no es igual. No es para nada igual. Aunque el nombre, -y si no, que se lo pregunten a mi onanista amigo- pueda incitar al placer solitario.

Si queréis leer el hilarante relato Nespressiano (lo recomiendo encarecidamente) de mi amigo Castle, podéis hacerlo desde aquí:

https://fathergorgonzola.com/2010/12/10/nespresso/

Espero que no le moleste. Y, si es así, que le den por la Stratocastle.

Que lo disfrutéis!! ¿What else?

…///…

A <span>%d</span> blogueros les gusta esto: