CRÓNICAS DE CAPILEIRA 2013. EL BAILE DE FIERA Y VIRKIKI

rock

CRÓNICAS DE CAPILEIRA, 2013

Cuarta de las Partes. El Baile de Fiera y Virkiki

Tarde Noche del Diecisiete del mes de Agosto del Año del Señor de 2013

¿Cómo quieres que tenga bello en el pubis?

Bello en el pubis,

¿Cómo quieres que tenga bello en el pubis?

Si me pegas tirones en cantidubis.

Yo bien quisiera, tener bello en el pubis,

Yo bien quisiera,

Tener bello en el pubis, cómo una fiera!

Sevillanas de la Fiera.

Versión Gorgonzola 2.0

 

 Decidió Labios – de forma preventiva y aconsejable- bajar hasta los confines de Capileira -donde tenía aparcado el coche- porque, muy en su interior, intuía anomalía mecánica. Y allá que se fue. A las cinco de la tarde sin apenas equipo de desafío extremo y utillaje necesario para las calores.

 P1180915

Veinte minutos más tarde volvía a entrar -contrita y demudada- en la Casa Cuartel donde todos reposábamos la ingesta desmesurada  del Asador y nos comunicó la terrible noticia; ,y dirigiéndose directamente a Cangrejo Cumpián le espetó sin necesidad de utilizar anestesia:

 -! Diegóptero! no tenemos batería!

 Yo me quede anonadado y cariacontecido y exclamé irreflexivamente: “Hostias! Cómo Los Bravos!!!…

 Le tiró el libro de instrucciones al Cangrejo y le dijo:

 -He sido incapaz de ni tan siquiera de abrir el capó!

 Diego, acostumbrado a lances y desafíos mecánicos, cogió el libro al vuelo;  y al cabo de tres horas y media, parecía entender cómo se abría el dichoso capó. Otroa tres horas y media más tarde con la ayuda de Luról-Li que les había echado un cable -bueno mejor dicho dos: uno positivo y otro negativo- lograron darle el hálito de vida necesario al puto Ford Focus subiendo, para que se cargara la maldita,  desde la Almégijar hasta el Torvizcón. Aclaremos, que aunque parezcan estos dos pueblos tener el mismo nombre y significado, no son ni tan siquiera semánticamente sinonímicos; ni tampoco tienen ninguna connotación especial referente al aparato sexual femenino habitual en la Alta Alpujarra granadina.

 P1180920

 

Había cierto barullo organizativo en la plaza de armas, pues en sabiendo, que se preveía la llegada del ínclito sobrino de Luról-Li con derecho a alojamiento -y teniendo en cuenta que Diegóptero tenía el derecho de pernada adquirido y los Gorgonzola se habían hecho fuertes en La Neverita, se dispuso -aunque al final no hizo falta- al sorteo de aposentos por el ancestral método de la paja más larga. Ganó Girilín.

 Y llegó! Llego Matutano y mandó a callar! Pablo Matutano. Virrey de Las Grefusas. Gobernador de Pepsico y Administrador  único de toda la zona de Snacks de la Alpujarra Almeriense, llegó! Con un cargamento de Piononos de La Isla de Santa Fe cautivando, de inmediato, al Goloso Hierbas y al resto del personal.

 piononos

Pablo Matutano, es una incansable máquina de hablar, chascarrillear, anecdotear, y -sobretodo- contestar llamadas telefónicas. Un tipo simpatiquísimo que inmediatamente se hizo un hueco en el grupo.  Y tengan cuidado las que dispongan de un hueco en todo el Barranco de Poqueira y alrededores, pues Pablo Matutano, intentará el asedio, asalto y conquista de dicho hueco. Incansable, imparable e insaciablemente, hasta su conquista y toma.

 Matutano -al que inmediatamente apodamos El Fiera (dada su afición a dicha coletilla) no paraba de recibir llamadas; tantas, tantas, que estábamos convencido de que había quedado con cuarenta al menos. Con todos sus interlocutores a la vez.

 fiera

Disponía El Fiera de una eficaz e inexcusable arma de seducción que le proporcionaba interminables retahílas de mujeres y shatis (hay una sutil diferencia) que resultaría inaccesible e inalcanzable para otro que estuviese fuera del circuito de la chuchería, la golosina  y el aperitivo de calidad: Los paraguas.

 Paraguas de la marca Trident® que almacenaba en su camión de reparto, que a modo de Cueva de Alí Baba (sin acento) y que al abrirlos, expelían tal olor a chicle que doblegaba las voluntades más férreas, resistentes y tenaces; y las disponía, de inmediato, al alcance y voluntad del depredador.

 

Tomamos con Pablo unos chupitos en la casa y quedamos después con él para tomar algo para, posteriormente, dirigirnos hacia La Cueva donde  -a la postre- nos esperaba un magnífico concierto de Blues y Rock´n Roll a cargo de la Fernando Beiztegui Blues Band. Una fantástica banda con unos amigables y amables componentes. Extraordinarios músicos que son.

 P1180959

Nos tomamos otros chupitos para abrir boca en el Bar El Tilo -donde contactamos de nuevo con Pablo- y después de unas rondas, nos encaminamos hacia La Cueva. Todos detrás del Father que iba, bailando en las nubes, pues sabía de su éxito atronador dos noches antes. Hagamos abstracción de la noche anterior donde la máquina ganó la batalla a Gorgón Dj, pues no viene al caso

 

Oppa gangnam style
Gangnam style
Oppa gangnam style
Gangnam style
Oppa gangnam style
Eh sexy lady
Oppa gangnam style

 father bailando


Llegamos pues a buen ritmo a La Cueva; esa noche sí, repleta de público. De lo más variopinto. Visitantes y turistas mezclados con alpujarreños de pro que -conociendo la calidad del grupo- se habían desplazado hasta allí para oír a Fernando Beiztegui & Friends.

 Como se adivinaba, la música nos envolvió en un aura de sonido, de luz y de voz. Allí estábamos lo más granado de Granada: Santa y Father; Labios y Oía; Girilín y Paquito; Diegóptero y Luról-li… El calvo. Ninguno parábamos de bailar al igual que el resto de los asistentes. En esto llegó Pablo; Matutano que es. Y dirigiéndose a María le espetó voz en grito.

 -Miraaaa!Mariiiaaaa…. Siete shervesitas pamí y mis amigos!!!!

 María lo miró y le indicó que enseguida lo atendía.

 -Miraaaa! Mariiiaaaa….A ponte siete shervesitas pamí y mis amigos, anda!!!!

 María lo volvió a mirar, y volvió a indicarle que enseguida lo atendía.

 -Miraaaa!….Niñaaaaa…. Mariiiaaaa, joé!! Ponte -arfavó- siete shervesitas pamí y mis amigos!!!!

 María -poniéndose en jarras y pelín mosqueada- se aupó sobre la barra y le espetó a Luról-Li:

 -Luról-li!!! Dile a tu sobrino que se calle o que le voy a pegar dos hostias que le voy a volvé patrás!!!

 -Faleee!!!!Dijo el ínclito sobrino, que la había oído. Pero antes, ponte siete shervesitas pamí y mis amigos!!!! Niña!!!!

 Luról-Li se quitó, inmediatamente, de en medio, dedicándose al noble arte de la danza a petición de un Diegóptero inusualmente bailarín.

 P1180938

Descanso: La banda, descansa. Gorgón Dj toma las riendas de la máquina y antes de que esta se rebele demasiado, pone un par de temas a duras penas y -para salvarle la vida- vuelven los músicos a la palestra.

 Antes de eso, mientras la música enlatada, se gestó el nuevo baile inventado por mi querido amigo Diegóptero y denominado ya para toda la eternidad cómo…

 

“El Baile del Cangrejo Alpujarreño”.

 

CANGREJO

Consta de los siguientes pasos:  

 

-Diego hace ademan como de andar sobre el mismo sitio.

-Pega cuatro vaivenes perfectamente no planeados. Bruurrrup!!! (eructo sincopado)

-Avanza resueltamente hacia Luról-Li, moviendo sicalípticamente manos y brazos.

-Cuando está a punto de conectar con su pareja de baile, retrocede todo lo andado dando cojetás y tambaleándose.

-Y, cómo emocionante número final, Luról-Li corre hacia él -atrapándolo en el último momento-  antes de que se desplome sobre el bombo, los platillos  y el charleston  de la batería del grupo.

 Lo que yo te diga, Maguila!…Un número inmortal de necesidad!

 Empero, aún, quedaba lo más terrorífico de la noche. Algo que a todos los presente, nos puso el corazón en vilo; en un puto puño. Nudo intragable en la garganta. Pelos como escarpias. Un pasón!

 

EL BAILE DE VIRKIKI!!

virkiki

Parecía que Pablo Matutano, cual alimaña de la sabana, había desaparecido presto a la caza y captura de presa inocente y frágil. No era así. Estaba ojo avizor. Agazapado trás el baobab, que se dice.

 La banda de Fernando, continuaba desplegando un fantástico repertorio que hacía las delicias de todos los asistentes. Se nos movían los pies involuntariamente y bailábamos, sin poder parar, al ritmo frenético de unos blues más que movidos.

 Diego, aún se recuperaba del atroz y excesivo baile realizado; mientras, Oía y Labios charlaban animadamente libando una cerveza tras otra, como es preceptivo en semejante acto y situación. La pista está llena de gente bailando por el infernal ritmo que desplegaba la banda. De pronto… y de entre la maleza, salta el malévolo Pablo Matutano que, inopinadamente,  atrapando entre sus garras a Labios, la desplaza -sin que ella pueda hacer nada ante el ataque- y la pone a bailar un movidísimo, ajetreante  y mareante Rock’n Roll.

 P1180946

Labios es un Virkiki de patas flojas en manos del depredador de la pista. la gente -que antes se arremolinaba a su alrededor- desalojan la pista de baile ante el inminente peligro de patada en la boca o parte noble pubenda. Labios, desmadejada, sucumbe al frenético balanceo que le inflige el obstinado Matutano.

 30014813-r

Laaabiosss párribaaa!!!

Laaabiosss pábajooo!!!

Laaabiosss párribaaa!!!

Laaabiosss pábajooo!!!

Laaabiosss párribaaa!!!

Laaabiosss pábajooo!!!

 

Un maremágnum e incontrolable Tsunami de rizos pelirrojos rozan peligrosamente el techo de La Cueva. El público, enardecido, entusiasmado y -porqué no decirlo- ciertamente horrorizado- contempla fascinado como la joven aún mantiene la columna vertebral intacta. Por poco, se espera fatídicamente.

 00000658_medium

No contento con eso, El Fiera, tira hacia adelante a Labios sin soltarla de la mano para volver a recogerla. Y ahí, queridos lectores, ahí, es cuando viene el paso mágico de la noche.

 Aprovechando el instante de libertad, Labios -y al volver hacia su captor- se espatarra a la cintura de éste, y cerrando como garfios los dedos de los pies para impedir el vuelo libre de las “andalias”, se engancha férreamente a ese remedo de Derviche giróvago, y piensa a modo de epitafio: “Aquí me la den todas! Muero con honor.!”

 74178782

Matutano -en observando la situación-  comienza a dar vueltas como molinete ventilador, ejecutando el llamado paso -para la posteridad ha quedado-  Baile de Virkiki.  Sin parar. Hasta que por fin, gracias al cielo y al destino, la música cesa y el bailarín debe de dejar a la pobre incauta en el suelo que intenta – a duras penas- volver a su sitio si el terrible e imposible mareo la deja. Patas flojas parece.

 Father, después del cúmulo de emociones decide irse a casa al amparo de la temperatura de La Neverita, por entre un paisaje terriblemente oscuro.  Entra, por fin, en casa. Se sienta, y exclama -cómo si del mismo Jesús en el desierto se tratase- Aaainssss… Esta no es mi casa, cohonesss! Así que sale, y se dirige a su casa habitual, como si tal cosa.

 P1180963

Así fue y así lo he contado. Si alguien duda de mi veracidad, se acoja, si tiene huevos, a los Tribunales de la Ciudad de Málaga.

 

EPILOGO.

 

Despertóme la llamada whatsappera de Santa: No veas que churros!!! decía. Salto mortal di. Crujióme toda la sesera; Omeprazol, Ibuprofeno, y para la caza del Buñuelo: El Cascapeñas; Dirección: Carretera de la Sierra, 5, 18413 Capileira, Granada Teléfono:958 76 30 11. Girilín se nos unió: Zumos naturales de naranjas; cafés en “sobrediócesis” y un plato de churros (Buñuelos le llaman allí) que no se lo saltaba ni Labios en plena orgía Rocanrolera.

bunuelos-alpujarrenos_436801

Invitamos los Gorgonzola.

Vuelta a casa para preparar el equipaje. Desistimos de quedarnos un día más por razones elementales de salud físicas y mentales. El Ford Focus vuelve a dar por culo porque se ha vuelto a quedar sin batería; Despedida y agradecimientos a Teresa por su sempiterna amabilidad. Y nos vamos a tomar unas cervezas al Atroje. Los conductores Coca-Cola y agua. Llega Pablo que se pega medio Lanjarón en vena. Y nos vamos. Descansa Capileira; te lo mereces!!!

 cascapeñas

Torre del Mar  (Málaga). Comemos un ansiado pescado en  fíjese que casualidad- La Cueva!!! donde Berrinche gasta sus últimos cartuchos malhumorantes y se queda descansaíca a cuenta de unos jureles. Nos vamos a casa de cada cual, añorando ya, el viaje que acababa de finiquitar.

 Cualquier viaje- si no hay malapipa por medio- suele ser, cuando menos, interesante y divertido. Este ha sido, sin dudarlo, terriblemente divertido. muy muy terriblemente divertido. Las gracias  a Luról-Li por el recogimiento, y no me refiero solo al alojamiento. A Girilín por ser el guía perfecto; modelo de paciencia, a pesar de las dificultades discutidoras. A Labios, porque es un mundo de bondad infinita y detenta un impresionante cuerpo de baile. A Dieguichi, porque es uno de mis mejores y a Oía, porque ningún viaje sin ella puede tener la categoría de inolvidable. A Santa, porque es mi amor más eterno.

Postdata: A la mañana siguiente, había dos paraguas Trident®  en La Casa Cuartel y un espeso olor a chicle. Ni preguntar quise.

Esto sucedió en Las Alpujarras Granatensis; entre los inolvidables días del Señor del Quince al Dieciocho del mes Octavo del año Trece del presente Siglo XXI.

Fecha Ut Supra.

Dedicado a quién yo me sá: (sic)

P1180910

…///…

 

 

Anuncios

Una respuesta

  1. gracias fader”tal cual.como visto y unico ……..dias unicos………gracias.¡

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: