LISTADO DE MERCADILLOS CALLEJEROS EN NUEVA YORK. ABRIL 2015

15FLEA5-Span-articleLarge

LISTADO DE MERCADILLOS
CALLEJEROS EN NYC
Abril 2015

Ya comienza el buen tiempo en la ciudad de Nueva York. Un buen tiempo que permite montar -como cada año- los preciosos mercadillos en sus calles.

Aquí tenéis el listado del mes de Abril ordenado cronológicamente.

Si además queréis imprimirlo para llevarlo en vuestro viaje, aquí lo tenéis en pdf.

Listado de Mercadillos Callejeros en Nueva York Abril 2015

Que los disfrutéis!
Apr 4 – Astor Place festival
Astor Place from Lafayette St to Broadway, Manhattan

Apr 5 – Union Square Broadway Festival
Broadway from 17th St to 23rd St, Manhattan

Apr 11 – Waverly Place Festival
Washington Square North from University to MacDougal St, Manhattan

Apr 12 – Forest Hills Festival
Queens Blvd from 70th Rd to Yellowstone Blvd, Queens

Apr 18 – Broadway Festival
Broadway from 8th St to 14th St, Manhattan
Apr 18 – Upper Broadway Spring Festival
110th St to 116th Street East of Broadway, Manhattan
Apr 19 – Myrtle Ave Festival
Myrtle Ave from Forest Ave to Wyckoff Ave, Queens

Apr 25 – 6th Avenue Chelsea Festival
6th Ave from 23rd to 32nd st, Manhattan

Apr 25 – Greenpoint Ave “Sunnyside” Festival
Greenpoint Ave from 42nd to 48th St, Queens
Apr 26 – Steinway Street Festival
Steinway from 34th to 28th Ave, Queens
April 26 – West Side Spring Festival
96th to 106th St East of Broadway, Manhattan

LISTADO DE MERCADILLOS CALLEJEROS EN NUEVA YORK. MAYO 2014

About-3

LISTADO DE MERCADILLOS

CALLEJEROS

EN NUEVA YORK

MAYO 2014

Con el buen tiempo, en la ciudad de Nueva York, se van asentando los mercadillos callejeros por toda la ciudad. Disfrutadlos!!!

Estos son:
May 3 – Lexington Avenue Festival
LexingtonAve from 60th to 66th St, Manhattan

May 4 – Court Street Brooklyn Festival
Court Street from Union St to 9th St, Brooklyn

May 4 – Happauge Long Island Festival
Town Line Road from Route111 to Nesconset Highway, Long Island

May 4 – Broadway Spring Festival
86th to 93rd Street on Broadway, Manhattan

May 10 – 2nd Avenue Festival
2nd Ave from 4th to 14th St, Manhattan

May 11 – 63rd Drive Festival
63rd Drive from Austin Street to Queens Blvd, Queens

May 11 – Columbus Avenue Fair
Columbus Ave from 66th St to 77th St, Manhattan

May 17 – Graham Avenue Fiesta
Graham Avenue from Boerum St to Broadway, Brooklyn

May 18 – Fabulous 5th Avenue Festival
Fifth Ave from St John to 12th St, Manhattan

May 25 – Greenpoint Avenue Festival
Greenpoint Ave from Queens Blvd to 42nd St, Queens

May 25 – Livable West Side Festival
72nd St to 86th St on Broadway, Manhattan

May 26 – Broadway Astoria Festival
Broadway from Steinway St to Crescent Ave, Queens

May 26 – 6th Avenue Festival
6thh Avenue from 14th to 23rd St, Manahattan

May 31 – 3rd Avenue Community Festival
3rd Ave from 66th St to 86th St, Manhattan

May 31 – St Nicholas Avenue Festival
St Nicholas Ave from 181st St to 188th St, Manhattan

MERCADILLOS CALLEJEROS EN NUEVA YORK. ABRIL 2014

15FLEA5-Span-articleLarge

LISTADO DE MERCADILLOS

CALLEJEROS

EN NUEVA YORK

ABRIL 2014

Ya están aquí los primeros mercadillos callejeros ( porque así el tiempo lo permite) de este año 2014. Disfrutadlos!!!

Estos son:

Apr 5 – 6th Avenue Chelsea Festival
6th Ave from 23rd to 32nd st, Manhattan

Apr 6 – Union Square Broadway Festival
Broadway from 17th St to 23rd St, Manhattan
Apr 12 – Astor Place festival
Astor Place from Lafayette St to Broadway, Manhattan

Apr 12 – Upper Broadway Spring Festival
110th St to 116th Street East of Broadway, Manhattan

Apr 13 – Myrtle Ave Festival
Myrtle Ave from Forest Ave to Wyckoff Ave, Queens

Apr 19 – Broadway Festival
Broadway from 8th St to 14th St, Manhattan

Apr 20 – Chinatown Festival
Lafayette St from Canal to Leonard St, Manhattan

Apr 26 – 8th Avenue Festival
8th Ave from 14th St to 23rd St, Manhattan

Apr 27 – Steinway Street Festival
Steinway from 34th to 28th Ave, Queens

April 27 – West Side Spring Festival
96th to 106th St East of Broadway, Manhattan

VENTANAS EN LA NOCHE

110603e

VENTANAS EN LA NOCHE

Nada hay que me guste más en el mundo que observar una ventana mientras paseo por la noche. Iluminada y tamizada por ese filtro ineficaz de las cortinas; asaltando impunemente -con mi intromisión- la intimidad de los moradores de las casas. Porque, al que sabe mirarlas con los ojos debidos y apropiados, discretos y moderados, las ventanas en la noche, le dicen muchas cosas.

No se equivoquen Uds. y piensen que le hablo de ventanas indiscretas; de ventanas fisgonas e impertinentes. De la búsqueda insana y morbosa del cotilleo o -de ninguna de las maneras- de situaciónes carnales comprometidas para con sus dueños. No se equivoquen Uds. Me gustan las ventanas iluminadas, por la noche sí, mientras paseo. Pero si están desprovistas de personas, mejor que mejor, aunque tampoco, necesariamente.

110603w

Me gusta mirar ventanas, abiertas a la mirada, por la noche. Ventanas que se traslucen, se clarean y adivinan; porque son un paso franco a la fantasía y a la presunción. A la imaginación y al ensueño. Hablo de ventanas que son portales y accesos a mundos particulares, que impensada y distraídamente, dejan escapar algunos atisbos de la forma de vida, de usos y de costumbres de los que viven al otro lado del cristal doble que aísla, no del frío, sino del exterior. Que es peor y es distinto.

A mi encantan esas ventanas del Soho Neoyorkino que se abren -imprudente y desenfadadamente- hacia afuera. Decía Edward Rutherfurd, que nada había más injusto y descorazonador que esa fina y delgada distancia que proporciona un cristal. Ese que -por fuera perlado por las gotas heladas de la lluvia- separaba empañado, el cálido y acogedor ambiente del apartamento del Upper West Side, del frio desolador y desesperanzado del que se acurrucaba en un banco junto al Strawberry Fields en un Central Park insoportablemente gélido y otoñal. Dos mundos separados por 6 milímetros de transparencia blindada.

lights-glowing-through-tall-windows-and-balcony-at-night-in-new-york-city_i-G-36-3610-5X7EF00Z

 Mas o menos. Creo. No sé si decía eso, o fue eso, lo que yo entendí.

Difieren en mucho esas ventanas del Soho, de Brooklyn o las del Greenwich Village, con las ventanas que se manejan en esta mi ciudad de Málaga. Ventanas de Manhattan versus Ventanas de La Caleta. Porque allí, en los Niuyores, las ventanas abiertas a las miradas, son escaparates suavizados por visillos y mostrados al exterior sin ningún temor. Cómo si esos escaparates -tal si fuesen de Saks, Lord and Taylor o Macy’s, complementaran la casa hacia el exterior. La calle, a su vez, hacia dentro de la propia casa.

Allí, se abren las cortinas despreocupadamente enseñando orgullosamente sus lámparas encendidas; sus sillones de lectura. No sé porque (bueno, sí lo sé), pero hay muchos rincones de lecturas que están en esas especies de cierros acristalados que están junto a esas escaleras de diez o doce escalones que dan entrada a las casas de vecinos. Desprendiendo un olor -sí, estoy diciendo un olor- de calidez y acogimiento, de hogar y recogimiento que se vuelven envidiables para el ojo entrometido que está, asomado desde afuera, esperando una imposible invitación para entrar.

distillery_balzac_window_night

Sin embargo, en Málaga, en España, no hay ese sentimiento exhibicionista del hogar. Decía un amigo que en España, los ricos viven escondidos. No sólo los ricos, todos vivimos escondidos, de espaldas a los demás; temerosos de que alguien nos pueda arrebatar -aunque sea con la mirada- la inmensa inutilidad de objetos acumulados durante toda una vida y que tenemos ocultos en nuestras casas; solo a disposición nuestra y de algunos pocos amigos. Cosas y casas. Así son las cosas; así son las casas.

Y no duden, de que si por estos lares, -en el mejor de los casos, de las cosas y de las casas- los salones, los rincones de lectura, los mismos habitantes, salen a la calle -a través de sus ventanas, metafóricamente hablando- amparados por esa luz de tono caliente que poseen, lo hacen entre barrotes de hierro forjado y cortinas vigilantes que ejercen de frontera; de límite y aduana.

fotonocturna20

A mí, cuando me doy esos paseos con mi amigo el andariego, me gusta mirar hacia arriba -y digo hacia arriba, porque nadie abre las cortinas de su miedo más abajo del tercero- para ver -a través de las ventanas en la noche- como esas lámparas iluminan paredes, cuadros y bibliotecas, para imaginar el cómodo sillón (una biblioteca siempre estará huérfana sin un sillón de la marca “favorito”) para robarle, a esos vecinos, un poco de su intimidad; colarme de improviso, natural y sencillamente, en sus casas; para así, ponerme a cubierto del frío viento de poniente -que con su hálito de humedad- nos anuncia este otoño, la lluvia que ha de llegar.

DSCI1250

COMER DE FORMA ORIGINAL EN NUEVA YORK: MADISON SQUARE EATS

P1030455-1024x768

COMER DE FORMA ORIGINAL

 EN NUEVA YORK:

MADISON SQUARE EATS

Mi querido amigo residente en Manhattan, Roy Batty, de vez en cuando tiene el fantástico detalle hacia mi persona, de proporcionarme información de interés sobre lo que acontece en la ciudad de Nueva York.  Es una suerte para mi -y de rebote- para todos vosotros, el poder disponer de estos datos de primera mano que se salen un poco de los cauces normales de información turística. Una gozada.

Siempre- ¡Gracias amigo!- es información utilísima para el viajero que se desplazará allí.

20120508_Mad+Sq+eatery+_women_Chasteen_IMG_0463

Ahora va y me envía un enlace sobre un mercado al aire libre (Madison Square Eats) que, instalado en el Madison Square Park (entre el Flatiron y el Empire State. Junto a Park Avenue; ya veis que está en pleno meollo) ofrece…ofrece… Mejor cito sus propias palabras. Pues son dignas de un traductor tan reputado como él:

“Básicamente es una feria anual de comida para ponerse como el tenazas, sentado ahí en el cruce de Broadway con la 5ª. Y bastante caro todo.”

¡¡Con dos cojones!!! Pero es que es eso, simple y llanamente: una instalación de puestecillos, al aire libre y en un escenario inmejorable (ya sabéis: Flatiron, Empire a lo lejos…), de apetitosa comida pelín cara. Podréis elegir entre: Helados, perritos calientes,comida oriental, empanadas, comida italiana, pastelería, comida mexicana, batidos, chocolates, Canolis, langostas… PARA PONERSE TENAZAS!!!

imagesCAXLO0R0

Así que para aclarároslo debidamente, lo he traducido directamente de la página Web del evento y también os pongo enlaces a algunos de sus más distinguidos expositores.

Esto es:

 ¿ Que mejor manera de celebrar el primer día de la Primavera  anunciando que Madison Square Eats vuelve a Worth Square el viernes 3 de May mas grande y mejor que nunca?  

Presentado por Urban Space y Madison Square Park, este mes es ideal para visitar un mercado al aire libre; Con alrededor de 30 expositores y vendedores provenientes de diversas ciudades con los manjares mas suculentos.  Incluyendo además la vuelta al Madison Square Eats de los favoritos de siempre y, ahora, con la presencia de nuevos vendedores de comida.

Todos sois bienvenidos, acercaros por aquí. Tomad una bebida y COMED. El Madison Square Eats estará  abierto diariamente desde el 3 de Mayo hasta el día 31. Desde las 11.00 AM hasta las 9 PM.

Con una extensa línea de “puestecillos”/vendedores asegúrese de pasar por todos y cada uno de ellos ¡y probadlo todo! Worth Square se encuentra justo al lado de Madison Square Park en el cruce con Broadway, 5ºth and 25, no puedes perderte los paraguas y manteles de marimekko.

img_8703

Y estos algunos de sus vendedores:

NEW VENDORS:

Dreamscoops Ice Cream ● Eleni’s New York ●  Mason Jar NYC ●  MMM ENFES Mrs. Dorsey’s Kitchen  ● Sunday Gravy NYCThird Rail Coffee

RETURNING VENDORS:

Arancini Bros.ASIADOG Bar SuzetteCALEXICO Charlito’s CocinaGraffitiMehtaphor Hong Kong Street Cartilili La Sonrisa EmpanadasMacaron ParlourMayhem & StoutMelt BakeryMexicue Mighty BallsMimi and Coco NYMomofuku Milk BarNunu Chocolates ● people’s popsRed Hook Lobster PoundRoberta’sStuffed Artisan CannoliThe Cannibal

untitled

…///…

VENTANAS DE MANHATTAN. ROXIE MUNRO

VENTANAS DE MANHATTAN.

ROXIE MUNRO

 

Navegar por Internet a la deriva, tiene la particularidad de que de pronto, puedes encontrarte con algo inesperado. Con algo distinto a lo que, en principio, estabas buscando.

Eso es lo que me ha pasado con Roxie Munro. Que buscando algunas imágenes de Nueva York, para que adornaran mi blog estas navidades, me encuentro con su obra.

Roxie es una autora-ilustradora de libros infantiles. En su producción hay unos libros dedicados a Nueva York: Christmas Time in New York City, y otro llamado The  Inside-Outside Book of New York City) que el día que vuelva a la City, no dudaré en adquirir. Porque me encantan.

Roxie Munro, nos deleita con sus pinturas de paisajes urbanos de la ciudad; deteniéndose a veces, en rincones tan fascinantes, que la misma autora, nos obsequia con tres versiones distintas del mismo lugar. Sólo que, para entusiasmarnos mas aún con el rincón elegido, lo viste de lluvia, o con nieve; con cielos y luces distintas. Y estos rincones, adquieren dimensiones diferentes que transmiten también, estados de ánimo dispares y peculiares al que los contempla.

Ventanas de Manhattan. Edificios de mil puntos de colores brillantes y resplandecientes. Puntos- que aunque parezca mentira- esconden detrás de esas ventanas miles de historias distintas.

Puedes pasear por Park Avenue nevando o contemplar como es el Midtown lluvioso. El Woolworth y el Chrysler dibujado, pintado a mano. El Met Life o la Grand Central Terminal Station vestida de Navidad. El rutilante skyline neoyorquino desde Brooklyn. The Empire State Building.

Todo eso con un atisbo, un toque naif, que no le quita – si ese estilo pudiese o lo pretendiese- realismo y autenticidad al paisaje urbano retratado.

Que queréis que os diga. Tanto me fascina Nueva York, que igual me puede emocionar ver el Flatiron durante una nevada a través de un árbol desnudo de hojas, como poder reconocer esos enormes y característicos depósitos de agua- que al igual que las alcantarillas humeantes de las calles- te acompañan siempre por tu periplo por la ciudad; como amigos de siempre.

Un vistazo a la ciudad de Nueva York desde una perspectiva colorida y relumbrante a través de la pintura de Roxie Munro.

Me ha encantado encontrar esta referencia. Y como no podía ser de otra manera, he elaborado una presentación -con música de Cat Stevens- en Power Point para mi deleite. Para el vuestro.

Para que os sintáis la proxima vez que paseéis por la ciudad –-como dice Stevens- con la Luna y las estrellas en la cabeza. Desde el Pier 17, junto al Ambrose y el Peking, si pudiera ser.

Si queréis bajaros este trabajo, podéis hacerlo desde aquí:

https://skydrive.live.com/?cid=9b5ad4b7dbd9e872#!/?cid=9b5ad4b7dbd9e872&sc=documents&nl=1&uc=1&id=9B5AD4B7DBD9E872!2385

Que lo disfrutéis.

EL ENSANCHE DE MANHATTAN

 

EL ENSANCHE DE MANHATTAN CUMPLE 200 AÑOS

Me envía mi buena amiga Sarmale, -Cuando tendré el inmenso placer de volver a leerla – Una estupenda informacion que inserto para su lectura por lo interesante que es.

 Esta es:

La ciudad conmemora su famosa cuadrícula urbana, denostada hace dos siglos y reivindicada hoy

 Fuente: http://www.ABC.es

Nadie se pierde en Manhattan así acabe de llegar. Todo el mundo sabe que aparte de algunas ínsulas y excepciones (Central Park, West Village, el espinazo en diagonal de Broadway, etc), la ciudad consiste en una plantilla perfectamente cuadriculada. En vertical corren las anchas y potentes avenidas, en horizontal las calles más seguidas y más ágiles, todo perfectamente numerado, salvo algunas letras y nombres propios que han aparecido con el tiempo. Pero sin alterar una estructura básica que este martes 22 de marzo ha cumplido doscientos años. Y que, como el vino, parece que gana con la edad.

Fue en 1811 cuando la ciudad tuvo que organizar un plan urbano para ver qué hacía con la tierra de Manhattan recién comprada, y que se extendía de la actual calle 14 hasta Washington Heights, lo que hoy se conoce como el Harlem latino. En 1807 había sido designada una comisión de tres miembros: Gouverneur Morris, uno de los padres de la Constitución americana, el abogado John Rutherfurd y el geógrafo Simeon De Witt. Entre los tres dieron forma el Ensanche de Manhattan, mucho más contundente que el que más o menos por la misma época empezaba a cuajar en la ciudad de Barcelona.

El carácter de la ciudad

En los dos casos se aprovechaba una expansión súbita y significativa para modelar una urbe no según la costumbre y el capricho sino con un plan preconcebido. En su día algunos calificaron esto de herejía. Los promotores del plan neoyorquino fueron acusados de ser capaces de cortar las siete colinas de Roma en bloques cuadriculados si les dejaban. Parecía que el carácter, por no decir el alma, de la ciudad, podía desvanecerse.

A favor estaba la evidencia de que una estructura cuadriculada lo suficientemente desahogada favorecía la iluminación y la ventilación de los espacios, aumentando la salubridad y la calidad de vida. Incluso la comercial; hoy en día abundan los elogios y se reconoce que las espaciosas avenidas de Manhattan son imanes naturales para el comercio.

Hay que decir que el plan de Nueva York en general se cumplió mucho más al pie de la letra que el de Barcelona, donde hubo múltiples desviaciones de los designios originales de Cerdà. Este había imaginado dos avenidas diagonales atravesando la ciudad en lugar de sólo una. Y los edificios de sus famosas manzanas octogonales con chaflán tenían que tener un patio interior al aire, no construirse hasta el último milímetro, como finalmente ocurrió.

El plan de Nueva York en general se cumplió mucho más al pie de la letra que el de Barcelona

El plan para Manhattan era bastante más pragmático. Sus manzanas cuadradas con esquinas de ángulo recto garantizaban la construcción más económica de los edificios y dependían menos de la floritura modernista para alcanzar cohesión y sentido. Lo cual no obsta para que también con el tiempo hayan surgido especificidades, como las nuevas avenidas Madison y Lexington intercaladas en la numeración original, la Alphabet City en el East Village, el espacio abierto por la Universidad de Columbia y su campus, etc. Y sobre todo la apertura del inmenso pulmón de Central Park en 1853. Pero todo eso fueron expresiones de la vitalidad de una metrópoli que en breve alumbraría los edificios más asombrosos del mundo.

Nadie puede negar hoy que Nueva York tiene carácter, y que la cuadrícula original no sólo no lo desvirtúa sino que lo potencia. Hace la ciudad más asequible e inmediata, más abierta a los forasteros. Favorece su magnetismo como capital oficiosa del mundo. «The New York Times» ha decidido celebrar el bicentenario del plan publicando en su edición digital (que en breve va a ser de pago) una comparativa interactiva del mapa original de 1811 y el actual, para que los lectores se entretengan rastreando similitudes y diferencias.

Por su parte el otro gran rotativo de la ciudad, «The Wall Street Journal», ofrece una antología de sucesivos mapas históricos y/o curiosos, algunos de los cuales han dado pie a pósters muy codiciados. Destacan un poema o más bien un caligrama con forma de plantilla de Manhattan compuesto en 1997 por Howard Horowitz, una reconstrucción de 1609, de cuando la tierra pertenecía a los indios y nadie imaginaba que un día habría asfalto y rascacielos, y una audaz representación de la ciudad doblándose sobre sí misma que parece un fotograma de la película «Origen». (La foto que encabeza este post)

Asi como una imagen de la orografia de la isla de Manhattan.

 

A %d blogueros les gusta esto: