DE LAS LAGUNILLAS Y SUS ALREDEDORES.

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-55-36

“Esquina de barrio porteño te pintan los muros la luna y el sol.

 Te lloran las lluvias de invierno en las acuarelas de mi evocación”

(Homero Manzi.)

 

“El alcalde propone, y el pueblo hace lo que le sale de los cojones”

(Father Gorgonzola.)

 Quiso el excelentísimo Alcalde de Málaga –el señor De la Torre Prados– emular a los reconocidos y archifamosos barrios artísticos de Nueva York y de Londres –los llamados SOHO– e implantar, de una manera algo forzada y a base de “taco”, uno parecido por estos lares contratando a ilustres y afamados graffiteros de allende las distancias; para que, a fuerza de talonario, adornaran edificios con monumentales y grandilocuentes obras de arte de esta disciplina. Obras que –todo hay que reconocerlo– le dieron un aire nuevo y vanguardista a la zona ahora llamada “Ensanche del Soho” y que a mí, particularmente, me encanta.

tjyuonpnyn

Mejoró (o trató de mejorar) nuestro edil dicha zona, aplicando en el entorno actuaciones urbanísticas cómo la peatonalización de dicho sector y la promoción (un poco inflexible en cuanto a la aplicación de la normativa) de licencias de aperturas de negocios de un cierto carácter bohemio y despreocupado. La cercanía del Centro de Arte Contemporáneo –con su entrada gratuita y sus magnificas y acertadas exposiciones–  deberían ayudar al éxito de este proyecto urbano.

mleon-011

Pero el tesón en ciertas actuaciones –un poco paletas y sin proyección de futuro– cómo el cierre de un Club de Fumadores de Marihuana; la dificultad de asentar terrazas exteriores en anchísimas calles y la circunstancia de que la propia vecindad del barrio, de edad provecta y nada inclinada a nuevas manifestaciones artísticas de vanguardia (al ejemplo de los graffities “ratoniles” me remito) han llevado al desánimo al montón de ciudadanos que estábamos ilusionados y esperanzados con ese proyecto del Soho malagueño y al inevitable cierre de muchos locales.

fyjtkr7tjfyj

Pero, ya se sabe qué… “El alcalde propone, y el pueblo hace lo que le sale de los cojones” que decía el ilustre; y los habitantes de esta ciudad con esa cualidad de “juntera artistica” y su predilección por los sitios más insospechados para según qué actuaciones plásticas, van y ponen el punto de mira en un barrio –antaño lleno de vitalidad y empuje, y hasta hoy, desconsiderado por los políticos– van y ponen el punto de mira, decía, en la calle Lagunillas y sus alrededores; poblando estos sus casamatas decadentes de negocios alternativos y llenando sus decrépitos muros con excelentes y sugestivos graffities llenos de color, de viveza y de referencias a personajes característicos de la ciudad.

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-00-32

Pinturas que conforman –esa galería de personajes– un paseo entrañable por una Málaga todavía pura, sencilla y natural que está en serio peligro de extinción.

Mi querido amigo Pepe “Repro” Padilla, ha tenido a bien el remitirme una serie completísima de estos trabajos pictóricos. Unos trabajos que espero sean respetados por las autoridades. Que sean estos mandatarios, los que sigan permitiendo que el barrio siga creciendo al amparo de la intervención ciudadana. Que se deje la autoridad de actuaciones demasiado rígidas aplicando ciertas normativas urbanas. Y que, por fin, meta mano al barrio, sólo para procedimientos de rehabilitación, reparación y adecuación de locales para el  uso y disfrute del ciudadano. Para uso y disfrute del visitante.

Estas imágenes que ahora vienen, es una amplia muestra del arte urbano que engalana y embellece, una parte de la ciudad que estaba –hasta ahora– dejada de la mano de Dios.

Disfrutadlas:

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-50-18

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-50-38

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-51-34

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-53-48

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-53-51

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-53-53

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-53-56

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-53-57

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-53-58

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-53-59

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-55-26

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-55-32

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-55-33

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-55-34

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-55-35

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-55-36

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-57-31

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-57-33

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-57-35

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-57-38

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-57-44

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-57-54

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-57-56

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-58-04

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-59-14

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-59-18

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-59-27

whatsapp-image-2017-03-04-at-08-59-45

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-00-14

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-00-20

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-00-21

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-00-26

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-00-32

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-00-33

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-00-35

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-01-05

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-01-22

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-03-16

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-04-50

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-05-03

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-05-07

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-05-11

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-05-12

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-06-08

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-06-18

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-06-23

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-06-26

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-06-44

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-06-46

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-06-59

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-07-23

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-08-12

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-08-22

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-08-26

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-08-45

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-08-50

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-08-52

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-08-53

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-08-54

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-09-52

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-09-54

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-09-58

whatsapp-image-2017-03-04-at-09-10-00

 

Anuncios

AMORES IMPOSIBLES. SUSI MÁRQUEZ.

AMORES IMPOSIBLES.

SUSI MÁRQUEZ

 img_20160426_144927

A veces, suelo enamorarme –platónica e imposiblemente que ya sé que es lo mismo– al  primer vistazo. No lo puedo remediar, no señor. Después, por suerte, se me pasa.

Casi siempre lo hago de mujeres con capacidades artísticas y literarias. Tan imposibles cómo inalcanzables. De chicas –ese es mi pesar– que nunca podrían esta al tiro de mi honda afectiva. Mujeres que ni en mis mejores sueños se fijarían en mí porque ya han encontrado otros brazos que las acurrucan y acarician;  otros afortunados que les suplican el amor con los ojos y el deseo. Así pues, ellas, ni tan siquiera, en el caso de cruzarse conmigo me regalarían una mirada de aprobación, atención  o condescendencia.

En fin.

Menos mal que, tal y como llega el barrunto, se va y voy y me tranquilizo. Pero no se crean ustedes que no lo paso mal durante esos escasos cinco minutos que me dura el enamoramiento y el entusiasmo. Esa decepción por la pasión absurda e imposible que dura, afortunadamente, el tiempo máximo recomendado por la Organización Mundial de la Salud Mental que lo cifra en esos cinco minutos, ya les digo.

img_20160325_115602

Tampoco vayan a pensar que me pasa pocas veces (Inciso: no se preocupe mi mujer; porque de ella, sí que estoy enamorado hasta las trancas; absoluta, veraz y eternamente) pero ya les digo que con determinadas mujeres no lo puedo evitar, me atraen aquellas que combinan una  esfera de creatividad, inventiva e imaginación, con ese aura lascivo y voluptuoso que el destino regala sólo a pocas afortunadas.

Cómo suele pasar con los amores platónicos, la posibilidad de rosca a comer es exigua y apretada. Del todo imposible. Y yo, como es natural, no sólo no me como una rosca, sino que tampoco me llegaría a comerme un comino si –en el más improbable de los casos– tuviese la remota oportunidad de aceptación y encuentro. Por fidelidad a la propia;  por miedo al desaire o al desengaño, y –por qué no decirlo– porque no se me ha presentado la oportunidad con ninguna de ellas.

Ya me pasó esto del enamoramiento súbito y momentáneo con la ilustradora Sara Herranz. Con las actrices Dora Gálvez o Dafne Fernández. La guitarrista  Ana Popovic. Con la bailarina Anita Iglesias Cumpián, con la escultora Jurga Martin o con la dibujante Apollonia Saintclair. Aunque a esta última, nadie le haya visto jamás el careto. Todas ellas, todas, son muy capacitadas en sus diversas disciplinas. Todas ella destacan por su indudable filón artístico y por su innegable belleza y atractivo (la de Apollonia, me la imagino).

14358630_1798376647043264_1874994904870829263_n

Pues bien, mi amigo, el excelso fotógrafo Ignacio del Río, me invita a la inauguración de una exposición, que tendrá lugar el próximo viernes día 30 de este mes que corre, en su Estudio– Galería sito en la calle San Lorenzo, 29 de esta capital. Misma calle donde vivieron sus años jóvenes mi padre, tíos y abuelos, y que mostrará trabajos de la artista Susi Márquez.

correo-opt

Con Susi, me ha pasado eso de la fascinación a primera vista. Porque es evidente. Y porque después del enamoramiento momentáneo e irreflexivo, compruebo, fisgando por la Red, que sus pinturas me hipnotizan; así que –no puede ser de otra manera– me intervienen los temidos cinco minutos del enamoramiento incontrolable, irreprimible y fugaz que antes les comentaba, y que todavía –mientras escribo estas palabras– me dura.

Otro en fin.

Los trabajos en acuarelas y acrílicos de Susi Márquez, son tremendamente explícitos. Conteniendo unos tonos eróticos, carnales y sicalípticos muy intensos y enérgicos. Con un inapelable impacto visual. Me encantan!

Esta es la semblanza que aparece en la presentación de dicha exposición y más abajo, inserto una muestra del trabajo de la artista. Os recomiendo encarecidamente visitéis la galería. No os arrepentiréis.

14457369_1802353796645549_152404780250029275_n

“Es bien sabido que la imagen, o la temática si se quiere, dentro del mundo del arte es pura anécdota, porque en este mundo lo que se pretende es trasmitir un estado de ánimo, una visión de la vida que en el caso de Susi Márquez se podría resumir en la energía, la que ella desprende.
En su obra el color adquiere un valor autónomo, no naturalístico, mientras el espacio se convierte en una especie de vacío que aumenta la tensión entre el personaje y su probable destino. Actúa en sus obras utilizando un trazo claro, rápido y duro, mientras trasmite un deseo de rebeldía y provocación que alguien podría interpretar como un escape existencialista o un rechazo profundo a los arquetipos sociales que coartan la libertad, incluso en sus aspectos más íntimos”.

Extracto del texto de Manuel González para la exposición
de Susi Márquez “ A LO DIVINO” en El Estudio de Ignacio del Río

Y aquí está la galería:

croquis-2-optAhora… Las imágenes prometidas:

8a11c437d2e7ec7e84aac70a3e588786


594df8e0b74afec5fe6ae949e1a7a527


902f9d71c8327d2425afa255083f3bd7


2016-02-12-17-55-06-jpg


2998395a2c88eb184cd76f2cdc1fd4ab


11825831_1658452777702319_1507321292055200025_n1


11846787_1658452817702315_6182646197211741076_n1


12974456_1735556039991992_5072260282932094091_n


13639772_1776936555853940_1979603894_o.JPG


img_20160426_153225


img_20160427_224053


img_20160427_225929


img_20160429_161303


img_20160725_235935


wp-1459971742894


wp-1459971773222


Todas las obras que aparecen en este artículo, son obras de la artista Susi Márquez.

13987551_1783627881851474_5926393194733333571_o

***

13392824_261292857568910_74545156_n

 

OTRA VEZ DESNUDOS SIN RED

censurado

OTRA VEZ DESNUDOS SIN RED

OTRA VEZ. Vuelve a hacerlo; algún reprimido de esos que pulula por estos lares, por mor de esa mente acomplejada, añeja y trasnochada que el diablo ha tenido a mal proporcionarle, se echa las manos, OTRA VEZ, a la cabeza y protesta ante los sumos sacerdotes de esta red social para que censuren las preciosas fotografías de desnudos del fotógrafo de Ignacio del Río.
OTRA VEZ, muestra su intachable intolerancia, el soplapollas de turno.

OTRA VEZ, sin dar muestras –ni de vergüenza ni de sonrojo– el Pepito Grillo de desecho, asoma su chivata indecencia y su más retorcida (y sucia) mente para denunciar algo que no se debe sino contemplar y disfrutar desde el único prisma posible: la admiración y el entusiasmo.
Así que, OTRA VEZ, para adherirme a la causa y defensa a ultranza de Ignacio del Río –insigne fotógrafo que es– vuelvo a publicar el artículo, que realicé y publiqué en su día en mi blog con una nómina de desnudos bellísimos y preciosos ; pero sobre todo, lo hago, para que le den OTRA VEZ por culo al reprimido; al mermado de mente e intolerante imbécil.
Este es.

PICHAD AQUÍ PARA VERLO!

https://fathergorgonzola.com/2015/03/11/desnudos-sin-red/

***

81

 

DAME TRES PALABRAS (o seis) Y TE DEVUELVO UN POEMA!

12193693_10205394643051592_6666608210035087038_n

(Luis Centeno y Anita Iglesias Cumpián )

DAME TRES PALABRAS (o seis)
Y TE DEVUELVO UN POEMA!

Decir que mi queridísimo amigo Luis Centeno es hermano, es volver a decir –que pesadez– una vez más lo mismo. Mi amigo el actor; el mismo que escribe preciosos poemas. Mi compañero el poeta, ese que actúa magistralmente. O mi amigo el incondicional cantante de boleros, el más descarado embaucador –para las que se dejan atrapar en las redes de su voz y su mirada acechante– de mujeres poco precavidas, insensatas e incautas. Pues bien: Mi muy querido, antiguo y leal amigo el actor, el poeta y el cantante, tiene otra vez el gesto y la finura (qué remedio le queda, si yo se lo exijo con la inexcusabilidad por bandera) de volver a pisar las tablas de este blog regalándome cuatro poemas.

Cuatro poemas que tienen su propia historia. Y sus propias víctimas.

.

Les cuento:
Verán ustedes, alguna que otra vez, a los artistas –ya sea por la insistencia (y el acoso) de sus admiradores– ya sea por eso del pronto del “motu proprio”, les entra la vena generosa. Y contrariamente a sus intereses pecuniarios, van y regalan arte. Véase el extraño caso del pintor Andrés Mérida y su Hiding–Art que ahora pulula por Madrid.

12190796_10205379728718743_3235397649533338902_n

(Luis Centeno)

A Luis se le ocurrió una genialidad. Propuso –por eso del no regalar arte porque él piensa, que si se regala no toca, cómo la lotería– solicitar a las amistades que se encontrase en el deambular por sus posesiones del Centro de la ciudad, que son todas, solicitar a sus amistades más afortunadas y elegidas decía, que le propusiesen tres palabras, y que, además, le tributasen cómo pago simbólico tres euros. Y él les compondría “quid pro quo” un poema. Un euro por palabra. Tres euros por poema casi regalado.

.

Y así comenzó esta historia –a pesar de algún equivocado que imaginó un impensable e injusto interés crematístico– y cuyo resultado (una selección) viene aquí y ahora.

Nota aclaratoria:
(1)
El embrión de esta entrada, tuvo lugar el sábado 2 de Enero de este que corre. Al año me refiero. Y fue durante un picoteo nocturno que se realizó alevosamente en mi casa entre los anfitriones (Santa y yo) con Luis y su Ex-ex Conchoncha: Una de las mujeres que mejor me conoce y que es una enciclopedista reptante (es caimana de número) de las que no se le escapa ni una sola de mis demenciales salidas.

..
(2)
Sugerí a Luis que debieran de ilustrar esta entrada, fotografías del magnífico artista Ignacio del Rio; así que ya lo saben: excepto las dos en las que aparece mi “hemmano” Luis Centeno, las demás son de, repito, Ignacio del Río; y desde aquí les doy las gracias. A los dos. A los tres. A los cuatro.

.

10614225_10202578122440884_1195466637385496406_n

(Ignacio del Río)

Estos son; ya saben… Dame tres palabras (o seis) y te devuelvo un poema!

..

“DAME TRES PALABRAS
Y TE DEVUELVO UN POEMA”

10930888_10203490632533066_8062665308021659070_n

 

( ALCOHÓLICO, CONSENSUADO Y VERSO )
17 de Diciembre de 2015. Anónimo.

.
Sería mejor, que no me buscaras donde estoy.
Que no me miraras a los ojos,
Cuando los tengo perdidos.
Que no vuelvas tu cara,
Para decirme que estás ahí,
Donde , en realidad, la vida me pertenece.
Sería mejor que olvidaras,
Donde habita mi alegría,
Donde mi abrazo enorme,
Se enreda en la musa decidida.
Que me da la palabra,
El verso roto.
El que me hace ser,
Como si nada,
Un hijo de puta extraordinario,
La mejor persona ante sus ojos.
El más perfecto asesino de mi propia vida.
El alcohólico insufrible.
El despreciado por la gente insostenible.
El amado por los ojos vírgenes,
Que me regala una lágrima inesperada.
En realidad,
Ya no espero mas besos.
Es mas. No los quiero.
Si acaso,
Un tirón de orejas consensuado,
Un ven aquí,
Un beso improvisado.
Un no salgas
Y hagamos el amor como hace tiempo.
Un quédate a mi lado.
Una caricia olvidada que retorna.
Un abrazo.
Sí.
Tal vez sea eso.
Un abrazo.
Y Para que mas?
Tu piel contra la mía,
Tu piel contra la mía,
Y tus poros y los míos,
Erizados Como el primer momento clandestino.
….Acaso quieres más?…
…. Yo no.

10982449_10203609608507391_8083809617664884563_n

.
(SORPRESA, INCONDICIONAL Y NEGRA).
8 de Agosto de 2015. Belén.

.
No me abruman los silencios
Que me has dejado.
No me hace débil,
tu mirada evaporada.
No es una sorpresa,
quedarme sin tu boca,
la boca que bebería eternamente.
Hasta quedarnos secos,
de saliva y de besos.
No.
No es incondicional tu amor.
Es tu mirada, tus caricias, tus palabras.
Y no.
No se me vuelve la vida negra,
Porque pienses,
que ya no puedo abrazarte.
Es rosa, azul, esmeralda, coral.
Porque imagino tu cuerpo,
en esa playa,
que nos dibujó este amor indisoluble.
Nunca me iré.
Nunca me he ido
Digamos hasta luego….
…. ya nos vemos.

11148722_10205216239712167_4293345503066278134_n

.
(MANO, PUERTO, LABIOS, RUMOR, LLUVIA, Y APRESURADAMENTE.)
11 de Agosto de 2015. Carmen. (Especial seis palabras)

Me destrozaron el balcón interminable.
Lloré, mientras veía,
los bocados de hierro en nuestro silo.
Veía caer, poco a poco,
nuestro lecho secreto de aquel puerto,
tuyo y mío.
De nadie más.
Y las lágrimas que corrían por mis mejillas,
me llevaron a ti.
Como un rumor inexplicable,
Y no sé porqué,
de repente llegó a mi cara tu mano.
Y fue, como un sutil consuelo,
para mi corazón adolescente.
Y recordé los labios inocentes,
y mis dedos dibujando nuestros besos.
No puedo olvidar esos instantes,
que precedían a los abrazos primerizos.
Y de pronto, la lluvia….
….mojando nuestro pelo,
Haciéndonos cómplices de la risa,
que sólo es capaz de despertarnos el agua.
Yo te dije, apresuradamente,
“Vámonos, que llueve”.
Tu me dijiste….
…..”Espera, vamos a bebernos el cielo”

18518_10203798132500373_2930002861191267653_n
(MIEDO, NECESIDAD, MAR, LUNA, ABRAZO, E INELUDIBLE.)
19 de Agosto de 2015. Rosa. (Especial seis palabras)

.
Ni una palabra de amor permitiré.
Ni un solo brillo en tu beso emocionado.
Un beso, que sin abrazo, no es nada.
Arrojaré al mar, el miedo de nuestros secretos.
El sexo a distancia,
El placer ineludible,
El deseo inquebrantable de imaginar,
Que mi mano es la tuya
Y mis labios son tus dedos.
No volveré hacia atrás
Para enmendar el principio.
Si acaso,
Te invitaré a la última luna llena de Agosto,
Para que las olas,
En vez de yo,
Te acaricie la piel exagerada,
Que un día tuve en las yemas de mis dedos.
Que quiero recuperar tus besos?
Ya lo sabes.
Que un beso, sin abrazo,
Es como el lenguaje sordomudo Para un ciego?
Ya lo sabes.
Que no quiero tus preciosos ojos, sino tu mirada?
Ya lo sabes.
Y así me ando en la vida.
Buscando en los rincones ocultos de mi alma,
Sin más necesidad que sentirme amado.
Y ni siquiera eso.
Sólo saber,
Que en un instante de tu vida,
Has perdido un minuto,
Pensando en mí……
……. y yastá.

.

diseno-floral-retro_23-2147486730

DESNUDOS SIN RED

DESNUDOS SIN RED.

NUESTRA-NOCHE

Causa verdadero sonrojo y vergüenza ajena que –en esta parte de occidente donde se nos presume la libertad y el libre albedrío– aún haya gente tan pacata y timorata; tan reaccionaria, retrógrada y carca como para mostrar no solo su repulsa, sino la más notable intransigencia hacia el desnudo humano en su faceta más bella cómo es la fotografía.

Aun me causa más sonrojo y vergüenza ajena, que quien demuestre mas censura, reprobación y condena (aunque no se crean que me extraña) sea una empresa de la entidad, valor y transcendencia como es Facebook. Norteamericana que es.

No sé si serán unas personas físicas o unos robots programados los que –apercibidos por la denuncia del reprimido de turno– castigan con la ausencia de la red social al artista denunciado; quiero pensar que son máquinas –con una serie de pautas y parámetros implementados–muy cortas de entendederas, sin corazón ni raciocinio. Aunque si te pones a pensar, tanto da. Me ha pasado, alguna vez, que he puesto una obra de arte espléndida en ese sitio y me ha sido censurada porque dicha pintura, o escultura, no lo recuerdo bien, enseñaba unos pechos. Y puedo estar hablando de Rubens, Velazquez, Botticelli o Tiziano; que tampoco me acuerdo.

Miren Uds. estoy harto de contemplar fotos (y que no pase absolutamente nada) de animales destripados y/o martirizados en las redes sociales. Imágenes de accidentes crueles y mortales que solo disimulan la tragedia las risas enlatadas y el corte de escenas finales. Caídas de terribles e imprevisibles consecuencias; y actos deplorables contra la dignidad humana –a Siria me remito, por poner ejemplo último– sin que yo aprecie atisbo de censura alguno. También abundan los comentarios absolutamente incorrectos hacia otras personas. Actitudes machistas e insultos intolerables. Paro de contar.

Pero… van unos, y se molestan –los muy tontopollas– con una fotos, innegablemente artísticas, de desnudos –ahora sin red– que a continuación –y con la libertad e independencia irrenunciable de este blog– vais a poder contemplar.

elestudio_ingacio_2

El amonestado es Ignacio del Río; un fotógrafo amigo magnífico y sobresaliente que dispone de estudio propio en una de las zonas con más presente y futuro de Málaga: El SOHO. No sólo se dedica a su trabajo cómo fotógrafo, sino que además, su estudio funciona como galería de arte en la que se presentan exposiciones de artistas con distintas facetas y aptitudes. Ya os digo, esta es una muestra de su trabajo denunciado; pasen y vean. Juzguen por Uds. mismos, donde cojones está la incorrección, la grosería, la inconveniencia de sus preciosas fotografías. Sólo en mis propias palabras.

Menos más que el imbécil que denuncia estas obras no tiene poder de opinión en este blog y puedo colgas las fotos de la discordia; pero si lo tuviese, apañado iba conmigo. El idiota, se iba a comer una soberana mierda!! Tiene tela la cosa. Tela marinera!

Las fotos; que las disfrutéis!

***

Yan-OPTI

***

TORSO-MA¦üGICO

***

Todo-lo-Contrario

***

Parte-del-Ritual-II_

***

Parte-del-Ritual-

***

Las Sombras de Jugar-II

***

LA-HORA-DEL-TE¦ü

***

EL-SUAVE-Y-SUTIL-CONTACTO-ENTRE-MATERIA Y MATERIA

***

EL-BOSQUE-DE-TUS-SUEN¦âOS

***

detalle de curva dulce_001web

***

diseno-floral-retro_23-2147486730

 

 

TATO ZAMBRANO ¡SE ACABÓ LA FIESTA!

TATO ZAMBRANO

Mi querido y viejo amigo –lo conozco desde hace ya más de 35 años– Tato Zambrano, me pidió hace unos días que escribiera unas letras para reseñar su nueva exposición “Se acabó la Fiesta” (del 30 de Enero al 20 de Febrero) que exhibirá –con una muestra de su última producción de figuras modeladas– en el Soho de Málaga. Concretamente en la Galería de Arte El Estudio de Ignacio de Río” sita en calle San Lorenzo, 29 de esta ciudad. De lunes a viernes de 10:00 a 13:30 y de 17:00 a 20:00 h. Los sábados con cita previa.

CROQUIS-2

Uno que es esclavo de los deseos de las buenas amistades, no pudo negarse y esto que ahora viene es el texto que le escribí y que figurará, en dicha exposición, como información y testimonio. Las fotos que aparecen en esta entrada –y que sirven de aperitivo– de algunas de las obras de Tato, han sido realizadas por los eminentes fotógrafos Ignacio del Río (las “claras”) y por Carlos Canal (las “oscuras”)

No os la perdáis. Os puedo asegurar que no os dejará indiferentes.

 

¡SE ACABÓ LA FIESTA!

_MG_6007web(Foto de Ignacio del Río)

El artista José Luis “Tato” Zambrano (San Sebastián, 1958), me propone describir la idea de una parte de su última producción escultórica que expone en “El Estudio de Ignacio del Río” del 30 de Enero al 20 de Febrero de este año que corre.

Inmediatamente, acepto sin tener en cuenta lo que de responsabilidad, carga y compromiso supone; no sólo por lo que implica de examen y exposición pública de tus palabras, sino porque el mostrar la impresión subjetiva y el propio parecer a la opinión pública sobre lo que se presenta en esta muestra taumatúrgica –con la debida significación y transcendencia – es verdaderamente difícil de asumir.

_MG_5935(Foto de Ignacio del Río)
José Luis “Tato” Zambrano –aparte de amigo de los buenos– es un artista multidisciplinar, polifacético y heterogéneo, un artista que deja en una primera intención los pinceles para centrarse en otra de esas materias que domina magistralmente: El modelado; para después – agradecidos estamos– retomar los pinceles y el horno proporcionando un color excitante y vivificador a los personajes que dan forma a su obra, con su carga implícita de teatralidad –a la idea más o menos dramática–con la que los implica.

24(Foto de Carlos Canal)

Tato Zambrano, recrea –con una mirada grotesca y extravagante, muchas veces desilusionante y ácida y a lomos del desengaño y del más indisimulado cabreo– una sociedad egocéntrica y codiciosa que está abocada a contemplar la desaparición de sus valores; sus virtudes y sus réditos vitales, que como colectividad justa y equitativa, nos correspondería vivir y disfrutar a estas alturas de lo hemos dado en llamar vida. Una vida que ahora está despojando de nuestros anaqueles, las prebendas y las canonjías que, engañosa e ilusoriamente, nos habíamos colocado como acompañantes fijas. Putas finas intangibles de Escort Service que ahora con las penurias y las carencias actuales, no tienen el menor reparo en dejarnos solos y abandonados, en la estacada, con la sola compañía de la desatención y el desánimo.

_MG_5950(Foto de Ignacio del Río)

Porque lo que ha pasado en “Se acabó la Fiesta” es que la existencia, y sus adláteres las consecuencias, –que van de la mano con esa cruel e irreductible intolerancia que proporciona lo inevitable– nos apean de la ficción de un mundo que creíamos gozoso y satisfecho dejándonos completamente en pelotas delante de la realidad y de lo imponderable.

¡¡¡Se acabó la Fiesta!!! Tan de pronto; se acabó la Fiesta tan de repente; tan de sorpresa se acabó, que a muchos pilla desprevenidos y deja sentados en el sofá tocándose la entrepierna como único consuelo. Desnudos de amigos de barras y de jaranas, con la sola compañía de sus propios fantasmas en forma de ratas o mascotas que los contemplan, evitando decirles con la mirada esa infame y cruel sentencia del “Ya te lo dije”.

Málaga, Enero de 2015
Álvaro Souvirón.

25(Foto de Carlos Canal)

***

separador

VENTANAS EN LA NOCHE

110603e

VENTANAS EN LA NOCHE

Nada hay que me guste más en el mundo que observar una ventana mientras paseo por la noche. Iluminada y tamizada por ese filtro ineficaz de las cortinas; asaltando impunemente -con mi intromisión- la intimidad de los moradores de las casas. Porque, al que sabe mirarlas con los ojos debidos y apropiados, discretos y moderados, las ventanas en la noche, le dicen muchas cosas.

No se equivoquen Uds. y piensen que le hablo de ventanas indiscretas; de ventanas fisgonas e impertinentes. De la búsqueda insana y morbosa del cotilleo o -de ninguna de las maneras- de situaciónes carnales comprometidas para con sus dueños. No se equivoquen Uds. Me gustan las ventanas iluminadas, por la noche sí, mientras paseo. Pero si están desprovistas de personas, mejor que mejor, aunque tampoco, necesariamente.

110603w

Me gusta mirar ventanas, abiertas a la mirada, por la noche. Ventanas que se traslucen, se clarean y adivinan; porque son un paso franco a la fantasía y a la presunción. A la imaginación y al ensueño. Hablo de ventanas que son portales y accesos a mundos particulares, que impensada y distraídamente, dejan escapar algunos atisbos de la forma de vida, de usos y de costumbres de los que viven al otro lado del cristal doble que aísla, no del frío, sino del exterior. Que es peor y es distinto.

A mi encantan esas ventanas del Soho Neoyorkino que se abren -imprudente y desenfadadamente- hacia afuera. Decía Edward Rutherfurd, que nada había más injusto y descorazonador que esa fina y delgada distancia que proporciona un cristal. Ese que -por fuera perlado por las gotas heladas de la lluvia- separaba empañado, el cálido y acogedor ambiente del apartamento del Upper West Side, del frio desolador y desesperanzado del que se acurrucaba en un banco junto al Strawberry Fields en un Central Park insoportablemente gélido y otoñal. Dos mundos separados por 6 milímetros de transparencia blindada.

lights-glowing-through-tall-windows-and-balcony-at-night-in-new-york-city_i-G-36-3610-5X7EF00Z

 Mas o menos. Creo. No sé si decía eso, o fue eso, lo que yo entendí.

Difieren en mucho esas ventanas del Soho, de Brooklyn o las del Greenwich Village, con las ventanas que se manejan en esta mi ciudad de Málaga. Ventanas de Manhattan versus Ventanas de La Caleta. Porque allí, en los Niuyores, las ventanas abiertas a las miradas, son escaparates suavizados por visillos y mostrados al exterior sin ningún temor. Cómo si esos escaparates -tal si fuesen de Saks, Lord and Taylor o Macy’s, complementaran la casa hacia el exterior. La calle, a su vez, hacia dentro de la propia casa.

Allí, se abren las cortinas despreocupadamente enseñando orgullosamente sus lámparas encendidas; sus sillones de lectura. No sé porque (bueno, sí lo sé), pero hay muchos rincones de lecturas que están en esas especies de cierros acristalados que están junto a esas escaleras de diez o doce escalones que dan entrada a las casas de vecinos. Desprendiendo un olor -sí, estoy diciendo un olor- de calidez y acogimiento, de hogar y recogimiento que se vuelven envidiables para el ojo entrometido que está, asomado desde afuera, esperando una imposible invitación para entrar.

distillery_balzac_window_night

Sin embargo, en Málaga, en España, no hay ese sentimiento exhibicionista del hogar. Decía un amigo que en España, los ricos viven escondidos. No sólo los ricos, todos vivimos escondidos, de espaldas a los demás; temerosos de que alguien nos pueda arrebatar -aunque sea con la mirada- la inmensa inutilidad de objetos acumulados durante toda una vida y que tenemos ocultos en nuestras casas; solo a disposición nuestra y de algunos pocos amigos. Cosas y casas. Así son las cosas; así son las casas.

Y no duden, de que si por estos lares, -en el mejor de los casos, de las cosas y de las casas- los salones, los rincones de lectura, los mismos habitantes, salen a la calle -a través de sus ventanas, metafóricamente hablando- amparados por esa luz de tono caliente que poseen, lo hacen entre barrotes de hierro forjado y cortinas vigilantes que ejercen de frontera; de límite y aduana.

fotonocturna20

A mí, cuando me doy esos paseos con mi amigo el andariego, me gusta mirar hacia arriba -y digo hacia arriba, porque nadie abre las cortinas de su miedo más abajo del tercero- para ver -a través de las ventanas en la noche- como esas lámparas iluminan paredes, cuadros y bibliotecas, para imaginar el cómodo sillón (una biblioteca siempre estará huérfana sin un sillón de la marca “favorito”) para robarle, a esos vecinos, un poco de su intimidad; colarme de improviso, natural y sencillamente, en sus casas; para así, ponerme a cubierto del frío viento de poniente -que con su hálito de humedad- nos anuncia este otoño, la lluvia que ha de llegar.

DSCI1250

A %d blogueros les gusta esto: