TRES

TRES

¡Qué extrañas criaturas son los hermanos!
Jane Austen.

-Dulce es la voz de una hermana en la temporada de la tristeza.
Benjamin Disraeli.

10978497_796709537045151_7881763850346236675_n

Muchos son –a mi modo de ver– los arrestos que necesitan los actores para exponerse a las miradas de un público atento e interesado, aunque embutido también en el sentido crítico y escrupuloso (a veces cicatero en el juicio y poco generoso en el dictamen) que le proporciona el imprescindible detalle de haber pagado una entrada para asistir a una representación teatral.

Muchos son los arrestos que necesitan, los profesionales de la escena, para dedicarse hoy día a una profesión en la que sus honorarios representan un porcentaje de taquilla y al que, en muchos casos, sólo le conforman el reconocimiento y el calor de la concurrencia.

Cómo se da la circunstancia de que comparto sangre imaginaria con un actor de la talla de Luis Centeno – compadre, amigo fiel y perdurable– resulta que sé de lo que hablo; de una profesión dura y muchas veces desencantada por los resultados de público y por los escasos apoyos institucionales; por la inseguridad y la discontinuidad laboral. Una profesión que siempre lleva como impedimenta un enorme esfuerzo mental y físico para salir airoso de cada una de las aventuras emprendidas. Mil horas de preparación y ensayo. Tres y tres veces más de estudio y memorización. El jugárselo todo a una sola carta cada noche.

10541045_794259447290160_4969332407746133547_n

Tres por dos seis son los ovarios –como pude comprobar el viernes– los que se necesitan para salir a escena y exponerse –con esa desnudez a la que obliga el personaje– delante de un público entregado y al que puedes tocar con la mano, para transmitirle un pasaje de disputas y desavenencias familiares, de reconciliación y solidaridad. De ternuras escondidas entre los pliegues del rencor y del resentimiento; de la aflicción y el desconsuelo.

Seis son los ovarios que le echan (a razón de dos, caben a dos) Elena de Cara, Anita Iglesias Cumpián, y Olga Salut para llevarnos a los asistentes a la reflexión sobre tu propia condición familiar; sobre tu propia situación como hermano y cómo hijo. Acerca de las familias que corren el enorme peligro de desmembrarse cuando falta el efecto (y el afecto) “adhesivo” y conciliador de los padres.

Seis son los ovarios que le echan (a razón de dos, caben a dos) Elena de Cara, Anita Iglesias Cumpián, y Olga Salut para llevarnos a los asistentes a la risa y a la alegría reparadora y reconfortante. Esa es la magia de esta obra: La capacidad de llevarte en un instante desde el dolor a la alegría; desde la desolación al júbilo y al contento.

TRES es un espectáculo escénico carente de aparatosidad, en el que una simple olla de conejo con tomate y una botella de coñac de color incierto suplen cualquier aparato ostentoso e innecesario . TRES. Muy recomendable; no se lo pierdan. Todos los jueves y viernes de febrero a las 20:00 en la Sala B del Teatro Cánovas en El Ejido.

10930179_783596195023152_7752063264133163637_n

***

retro-floral-decorative-text-divider-design_23-2147486735

PRESTADLE ATENCIÓN. AUNQUE SEA SÓLO UN MOMENTO

??????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????

PRESTADLE ATENCIÓN.

AUNQUE SEA SÓLO UN MOMENTO

“El algarrobo te mira desde las pieles percutidas en el desierto de un alba, un sólo planeta caído de los pentagramas…”

Prestadle atención a lo que ahora os digo –ya sabéis que yo no suelo hablar baldíamente– porque en estos tiempos que corren, prestadle atención, la mejor forma de conquistar un escenario, para regalarlo al público, es distinguirse. Hacer de la música un show lúcido e inteligente donde intervengan distintas disciplinas artísticas para aportarle –a la función– eso mismo que acabo de decir: diferenciación, clase y elegancia.
Prestadle atención –otra vez– aunque sea Sólo un Momento; porque estos que ahora os digo, adornan y complementan la música con textos inteligentes y con aportaciones poéticas de los mejores. Mezclar el divino absurdo con la perfecta edificación de las palabras.

1003644-Commedia_dellarte
Prestadle atención –otra vez– aunque sea Sólo un Momento, a un vestuario singular y atrayente; al tenue sonido de los clarinetes de Auxi y de Ami; a la contundencia de la batería de Ramón, a la percusión eficaz de Ana y la métrica perfecta de Jesús. Prestadle atención –otra vez– aunque sea Sólo un Momento, a la dulzura de la que se impregna el escenario con la voz y la presencia de la deliciosa Sole; y al empecinamiento inquebrantable de mi hermano Angelín con las teclas; a la fresca espontaneidad de mi otro hermano Diego “Shati” Cumpián. La danza ensoñadora de Ana. Las presentaciones videográficas de Francis. Y sobretodo, prestadle atención –otra vez– aunque sea Sólo un Momento, al frontman; al Alma Mater del Grupo: Fernando. Fernando; que a veces – si se lo proponen– se cubre vanamente de la lluvia con un endomingado quitasol decimonónico.

Commedia Dellarte Drama DW SL BND
Prestadle atención, aunque sea Sólo un Momento, porque merecen la pena. Porque aportan un nuevo discurso escénico y musical. Porque son adalides de una forma propia y personal de espectáculo que – desde los ochenta– tienen a bien, el hacer unas actuaciones, que no sólo no dejan indiferentes, sino que captan la atención –y el interés, y la escucha, y la predisposición– de un público, que acostumbrado a disfrutar –en la mayoría de los casos– sólo de música, se sorprende ante una mezcla sensorial donde la vista y el oído se casan para siempre, y viven felices comiendo perdices, en armoniosa convivencia.

figures-gambling-in-a-tavern-1670
Prestadle atención a lo que os acabo de decir – ya sabéis que no suelo hablar baldíamente – porque en estos tiempos que corren, prestadle atención, la mejor forma de conquistar un escenario es distinguirse. Y eso hacen mis queridos amigos.

El viernes día 11 de este mes de Julio en La Cochera Cabaret – introduciendo escénicamente a Lito (Lito Blues Band) y a Perico (Tabletom) que actuarán seguidamente– y organizado por la Sociedad del Blues de Málaga- saldrá a la palestra el grupo “Sólo un Momento” donde  nos invitarán a una copa embriagadora; a un viaje onírico, imaginativo e idealista en la Taberna del Culpable. No os lo perdáis!

separador10

EL RESTO DE LA MEMORIA Y LA IMPRESENTABLE.

El Resto de la Memoria

 y La Impresentable.

 

EL RESTO DE LA MEMORIA.

“Uno de Enero. Dos de Febrero. Tres de Marzo. Cuatro de Abril.

Cinco de Mayo. Seis de Junio. Siete de Blowin’ in the Wind.”

 

Uno de Enero.

Ni la más minima duda tenía yo de que el equipo encabezado por Anita Iglesias Cumpián, iba a poner todo su arte, todo su empeño y corazón  en el trabajo escénico llamado: “El Resto de la Memoria”.

Lo sabía, porque llevo meses siguiendo con interés el Making Of de esta obra de teatro. Sabía pues de la complicidad intima y personal de los implicados en dicha historia. Sabía también de la pasión que demostraban en cada una de las  actuaciones financieras para tratar de capitalizar la puesta en marcha de este espectáculo teatral. También de los frustrantes resultados.

 

Dos de Febrero.

El espectáculo resultante es una perfecta amalgama de artes escénicas donde se reúnen  una música muy cuidada en directo (precioso el primer tema) con unos audiovisuales efectistas realmente conseguidos y absolutamente acordes con los momentos de la trama. Unas meritorias actuaciones dignas de elogios. Acreedoras de aplausos, como así fue.

 

Tres de Marzo.

Tenía yo mis reservas -siempre las tengo- de que la representación, pudiese resultar tediosa y consecuentemente aburrida. Un pardillazo que se le dice. Mis temores se acrecentaron cuando el principio de la obra se desarrolla con una lentitud exasperante. Algo absolutamente insoportable para alguien – que como yo- es el paradigma de la inquietud, la impaciencia y lo inmediato. Esa lentitud exasperante -necesaria, por supuesto, para la puesta en situación- duró apenas dos minutos. A partir de ese momento, la trama, el desarrollo de la obra, se volvió de los más interesante y ameno. Muy corta.

Cuatro de Abril.

La versatilidad de Anita Iglesias Cumpián -la principal actriz- nos dispuso durante todo el espectáculo a la sorpresa. Pasando en un mismo fragmento de la obra por situaciones dramáticas y de una seriedad patente, para al segundo -y alternando – ofrecernos una bis cómica que el público agradecía con sus risas y con alivio.

Cinco de Mayo.

No se puede dejar de citar el magnifico trabajo de Alex “Zurdo” Menéndez. Porque , además toca todos los palos muy resuelta y dignamente.  Toca las guitarras, canta, recita, actúa, tramoyea, y por fin…se echa un baile descarnado con Anita que a todos nos toca el corazón. Magnífica esa parte. Solventando con humor situaciones imprevistas como el desafine de la guitarra flamenca o la rotura de una cuerda de ese mismo instrumento. ¿Se la habría proporcionado la competencia?

Seis de Junio.

La realización audiovisual de Francis Valero, resulto tan impecable como efectista. La voz en Off. Fantásticas las tomas primeras de la playa. La elección e las imágenes. Conmovedora la saeta del chavalito con síndrome de Down acompañado por los “tambores” de Salvi Laporte. De lo mejor ese trabalenguas imposible (casi lo que más me gustó) del tutú y el yoyó de mi peludo amigo Miguel A. Cumpián. El combate de Boxeo. La hilarante y a la vez dramática escena de las rosquillas. El baile, la danza, el manejo del cuerpo y las manos. Esas manos que Anita mueve con tal maestría y delicadeza que hablan por si solas. Sería una elegantísima traductora para sordos.

Siete  de Blowin’ in the Wind.

El resultante final, fue una pieza teatral que te atrapa desde los primeros momentos. Una obra que no te deja indiferente no solo por la trama argumental, sino por el producto del empeño de las personas que se han implicado en este proyecto.

Un proyecto que me imagino difícil, cuando no rozando lo imposible Porque en esta ciudad de putas y camareros -que todo se soslaya con el turista que nos llega de donde fuese- hacer realidad un propósito artístico, es un tarea ímproba y extenuante. Para nada rentable además.

La falta de financiación, es patente a menos que sirvan a intereses partidistas y a amiguetes afectos. Por eso, es muy loable el tremendo esfuerzo que han realizado estos artistas para financiar -muy parcamente- un trabajo que va dirigido a una minoría intelectual en este miserable país de Sálvames de Mierda y cotillas maldicientes.

Y además, lo peor de todo, es que en esto, no se ve arreglo. Porque no se ve la intención de las autoridades pertinentes a potenciar entre la ciudadanía los espectáculos útiles para el cerebro. Indispensables para el corazón. Sigamos financiando macro botellones, y conciertos con resultados funestos. Pero déjennos disfrutar a los  aficionados  asistentes a los pequeños locales. No nos den  (que sí!) el Estadio de la Rosaleda. Pero se nos proporcione –y facilite- el Echegaray y el Cervantes, para que la familia cultural malagueña pueda disponer de espacios y recaudaciones dignas y decentes, para financiar nuevos proyectos. Que no les cuesten dinero.

***

La Impresentable.

Abundando en el Siete de Julio, las trabas administrativas que se les pone a los artistas con pocos recursos, son innobles e ignominiosas. Inasumibles por estos para garantizar el resultado que pretenden. Todavía recuerdo, las trabas que les pusieron a un grupo de amigos músicos para actuar en el Teatro Echegaray. Trabas que pasaban por IVA, IRPF, altas como empresarios y como trabajadores, un sinfín de legalidades que hicieron, como era de prever, que desistieran de repetir la experiencia en este tipo de locales municipales.

La Impresentable, se presentó anoche a las puertas del local donde se representaba “ El Resto de la Memoria” Lo que se creía que era una entrevistadora de un medio de comunicación. (Ay infelice!!!) resultó ser una inspectora de trabajo con la pretensión de realizar no se que papeleo para un representación en un local con un aforo ridículo y realizado, con  enorme esfuerzo, por un reducidísimo número de personas.

Anda y que le den!!! O peor aun…que no le den!!!

Pero como terminar con la presencia de esta indigna, no es de recibo, termino esta crónica con la recomendación ferviente de que se acuda  a los espectáculos menores. Teniendo en cuenta que son menores en cuanto a presupuestos y facilidades de la administración. Porque en cuanto a ganas y resultado, no dejan nada que desear. Nada absolutamente que desear.

Gracias, por fin, por haberme hecho partícipe de este trabajo. Gracias de verdad.

Love You Marida! Dressed Cats.

LOVE YOU MARIDA!  

DRESSED CATS.

Anita Iglesias Cumpián y Francis Valero. Tengo que reconocer una cierta debilidad con esta parejita de muchachos. Una cierta bastante debilidad.

No sé si será -bueno, si lo sé- por ese amor desaforado y entregado que se profesan el uno al otro y que continuamente se declaran públicamente en esta atalaya tan notoria  como impertinente que es Internet en general. El Caralibro en particular.

Hay que estar muy seguros de tener consolidados y amarrados los sentimientos compartidos con alguien  para publicitarlos y mostrarlos de esa manera tan afectuosa como ellos lo hacen.

Porque cuando los destapan – Love you Marida! dice él continuamente- quedan tatuados indeleblemente, a perpetuidad, en la página donde ha sido declarado este amor; y, además –que no es poco-,  en la memoria individual de cada uno de los muchos que con agrado, asistimos a estas manifestaciones  afectivas, tiernas y sinceras.

Tengo que reconocer una cierta debilidad con esta parejita de muchachos. Una cierta bastante debilidad.

LOVE YOU MARIDA!, le dice el Fran a su Anita, Love  you Marida!…Y no se cansa de hacerlo. Y porque lo repite hasta la extenuación en estos tiempos tan materialistas y tan pragmáticos (reconozcámoslo, soy un sentimental) me conmueve profundamente.

Porque, proclamar los sentimientos así, con esa naturalidad tan pasmosa y prodigiosa, da un cierto – también bastante- repelús de envidia..

También hay otras cosas que me gustan de ellos. Su irrenunciable sentido de la justicia social -sobre todo para los más débiles- y su más absoluta entrega y devoción a todo lo que tenga el más mínimo componente estético. Se es Cumpián hasta la muerte!

No habéis vista danzar a Anita? Pues os habéis perdido la reencarnación de Isadora Duncan versión 2.0.  Que tenga Anita cuidado con los descapotables y se despoje de los foulards. No se vaya a engollipar.

Francis tiene un compromiso de trabajo, difusión y colaboración con Lights of Hope; una ONG que se ocupa de la infancia deprimida del tercer mundo.

En fin, que en estos días de insolidaridad, de gente que va tan sólo a lo suyo, es un consuelo, un alivio, para nuestras malas conciencias tan reticentes a implicarnos con los demás, y a salir del sofá y la poltrona, es un lujo poder tener como amigos filántropos como ellos son.

Pero  -la pregunta que siempre me hago- a que viene esto?  Viene a que yo, con ese humor grueso -como no podía ser de otra manera en mí- vengo chinchando a mi querida Anita desde hace algunos días. Metiéndome con ella. Y entonces, pensé que tenía que  -para compensarla- hacerle un regalo.

La ultima gamberrada que le hice fue ponerle un perro horrendo con el mensaje irónico de que quien  quería adoptarlo. La explicación,  y la disculpa por mi parte, está en la saturación de mensajes que recibo a diario en mi muro del Caralibro, de fotos de animales , desgraciados, descarriados, abandonados, maltratados….Yo, lo comprendo, pues soy un enorme defensor de los derechos de los bichos. Puedo asegurarlo (si no se lo cree, que se lo pregunte a su tío “El Pelúo” para que le diga como vivía mi gato “Gutiérrez” en mi casa). Sigo… pero la inmensa avalancha de mensajes de este tipo lleva a atolondrarme y a atosigarme un poco.

Pero bueno…que estoy divagando, No es ella precisamente, la me atosiga con el tema canino- gatuno. Y además, tampoco me importa mucho; mas que nada es que me apetecía chincharla y ponerle la foto de un perro horroroso. Mea Culpa.

Con lo que  estoy muy contento -y las leo con deleite- son todas esas referencias artísticas que Francis y ella suelen comentar, y  en las cuales, están personalmente involucrados. Con un ánimo y una generosidad difícil de igualar.

Así que, para compensarlos, ya te digo, les he preparado un regalo que estoy seguro les gustará. E incluso, puede que les sirva como presentación en algún nuevo proyecto que realicen y tengan en mente.

Dressed Cats. Para ellos. Para que vean que en el fondo…muy, muy, muy en el fondo, no soy tan malo como ellos piensan. Que sí soy un Psycho Killer; pero sólo por la parte de los  Talking Heads

Si queréis bajaros esta presentación, podéis hacerlo desde aquí:

https://skydrive.live.com/redir.aspx?cid=9b5ad4b7dbd9e872&resid=9B5AD4B7DBD9E872!2421&parid=root

Love You My Friends!!!  See You!!!

A %d blogueros les gusta esto: